Drogas, muerte y muchos dólares.

12 marzo, 2015 | 4:37 PM | Imprimir

Desde que el ex presidente norteamericano Richard Nixon declaró la guerra contra las drogas en 1971, han sido cientos de miles las personas que han muerto alrededor del mundo no por consumir estupefacientes, sino por la violencia implícita del negocio del narcotráfico.

La droga es un producto más de consumo que tiene cierto mercado, así como los refrescos, las galletas o el alcohol. ¿Usted no escucha que la gente de la Pepsi mande matar a distribuidores de Coca Cola, o que la empresa embotelladora de agua asesinó a un pulpero que le debía 2 meses de agua o sí?

Esos son mercados legales donde los problemas de rutas, deudas y patentes se llevan a los juzgados, no así con las drogas. La ilegalidad hace violento el negocio
Los muertos por violencia relacionada con las drogas los pone Centroamérica, México y algunos países de Sudamérica. En Estados Unidos según estadísticas, en 2012 murieron 25,000 personas por uso y abuso de drogas, es decir, murieron sedados, con la jeringa de heroína colgada al brazo no perforados por balas de AK-47. (Que por cierto vienen de EUA)
Solo en México en los últimos 7 años la cifra de muertes violentas relacionadas al narcotráfico supera las 150 mil y el poco honroso primer lugar en homicidios a nivel mundial de Honduras, tiene también ahí su origen.

Las mafias de distribución de drogas en Estados Unidos no se matan indiscriminadamente porque allá las tasas de impunidad son en general bajas.

La estrategia contra el narco de Estados Unidos nunca ha tenido la misma fuerza a lo interno, sino en los países productores o de paso y mientras haya millones de norteamericanos sedientos de drogas duras en las calles de Nueva York, Miami o Washington, dispuestos a pagar cientos de dólares por gramos de producto, podrán si quieren traer a superman y las calles de los países latinos seguirán bañadas de sangre por el negocio de las drogas.

Creo que es hora de escuchar los argumentos de ex presidentes y científicos de todas las aéreas que hablan de manera seria de la legalización de las drogas.
¿O seguiremos igual, quien pierde más?

Manuel Macías Díaz Barriga.
Periodista mexicano especializado en libertad de expresión y derechos humanos.
@manmac10

Manuel Macias Opinión

Comenta