Cómo superar el mal humor, método 1: Cuidar tu salud mental

27 julio, 2016 | 10:06 AM | Imprimir

Todos nosotros nos ponemos de mal humor. No obstante, existen medidas tangibles que puedes adoptar para aliviar rápidamente tu mal humor. Al cuidar tus necesidades físicas, mentales y médicas, podrás aumentar tu felicidad general y encontrar buenos mecanismos de afrontamiento para los malos momentos.

1. Determina el origen de tu mal humor. En ocasiones, un mal humor es como el clima, simplemente surge. En otras ocasiones, tiene un origen específico. Quizás estás estresado por el trabajo o tal vez tuviste una pelea con un amigo cercano. Tómate unos cuantos minutos para respirar y reflexionar sobre la razón por la que te sientes apenado. Ese es el primer paso para encontrar una solución a tu mal humor.

2. Busca a tus amigos. Una de las razones más comunes para tener mal humor es la sensación de soledad y rechazo. En lugar de sentirte molesto cada vez que estás solo, considera la posibilidad de buscar a tus amigos o familiares. Escríbeles una carta, llámalos o programa una reunión en la cafetería. Esto te ayudará a saber que no estás solo.

3. Asevera tu autoestima. En ocasiones, el mal humor puede surgir a causa de recibir un halago cuando no te sientes digno de admiración. Para asegurarte de admirarte tanto como lo hacen los demás, realiza ejercicios de autoafirmación. Anota en un diario tus talentos, habilidades, capacidades y rasgos positivos. Esto te ayudará a verte de la manera positiva con la que todos te ven.

4. Perdónate. No siempre es posible simplemente “sacudirte” el mal humor. Cuando te deprimes y nada parece salir bien, perdónate por sentirte mal. Ten en cuenta que todos experimentan este estado de ánimo de vez en cuando y no es un reflejo de lo que vales como persona.

5. Escucha música. Las investigaciones revelan que escuchar música puede ayudarte a mejorar tu estado de ánimo. Cada vez que sientas que estás a punto de ponerte de mal humor, escucha tu álbum favorito o busca a un artista nuevo. Canta y baila para así sentirte de una manera más positiva sobre el mundo.

6. Completa una tarea. Una razón para el mal humor es tener demasiadas cosas que hacer, lo que provoca estrés y una sensación general de estar abrumado. Para dejar de sentirte mal, busca la tarea más sencilla y rápida en tu lista, y realízala. Incluso si se trata de algo simple como doblar la ropa, te sentirás mejor por haber completado una tarea pendiente.

7. Pasa un tiempo con una persona alegre. Las emociones pueden ser contagiosas, de manera muy similar a las enfermedades físicas. Pasar tiempo con alguien estresado o que está de mal humor puede hacer que te sientas de la misma manera. Procura buscar a unos amigos que siempre estén de buen humor y pasa tiempo con ellos. Podrías descubrir que su optimismo también es contagioso.

8. Distráete. Si no puedes acabar con tu mal humor, busca algo que hacer que requiera energía mental y concentración. Resuelve un rompecabezas, mira tu película cómica favorita u hornea algo. Ocupar tu mente con una tarea durante algunos minutos, especialmente una agradable, puede ayudarte a olvidar tu mal humor.

9. Realiza tus pasatiempos. Un pasatiempo puede ser una distracción efectiva. También puede ayudarte a ver lo talentoso y productivo que puedes ser. Cuando te sientas deprimido, hacer algo en lo que seas bueno puede ser inmensamente valioso. Ya sea tocando un instrumento, creando una obra de arte, practicando algún deporte o haciendo comedia en vivo, realizar tu actividad favorita es una excelente forma de mejorar tu estado de ánimo.

10. Aprovecha tu mal humor. Estar de mal humor también puede ser ventajoso, pues puede ayudarte a pensar con mayor detenimiento sobre el mundo y tu lugar en él. Si no puedes deshacerte de tu mal humor, considéralo como una oportunidad para aprender más sobre ti y los que te rodean. Si prestas atención, podrías aprender algo valioso.

11. Desconéctate de las redes sociales. En ocasiones, las redes sociales pueden generarnos estrés y hacernos sentir desconectados del mundo en lugar de lo contrario. Si te sientes anímicamente mal, evita las redes sociales y apaga tu computadora. Busca otra forma de conectarte con tus amigos y familiares o sal de tu casa por algunos minutos.

12. Sé tú mismo. No existe un solo método general para mejorar el estado de ánimo. Piensa en lo que te encanta hacer y utilízalo como una guía para salir de tu mal humor. Si eres una persona introvertida, considera la posibilidad de realizar una actividad tranquila por tu cuenta. Por el contrario, si eres extrovertido, considera reunirte con tus amigos. Haz lo que más te guste a fin de deshacerte de tu mal humor.

13. Escribe las cosas que te generen estrés. La “irritación mental” se produce cuando tu cerebro tiene dificultades para dejar de lado todas las cosas que necesitas hacer, los errores que puedas haber cometido o los futuros eventos estresantes para los que deberás prepararte, lo que puede dar lugar al mal humor.

14. Comienza a escribir en un diario de gratitud. Si quieres recordar lo divertida que es la vida, escribe un diario de gratitud en el que anotes todo por lo que te sientas agradecido. Sé agradecido por las cosas pequeñas (p.ej. cuando alguien te cede su asiento en el autobús) o por las grandes (p.ej. la manera en que tus padres te hicieron sentir querido cuando eras más joven). Anotar tus sentimientos de gratitud puede ayudarte a sentirte fortalecido, feliz contigo mismo y también con el mundo que te rodea.

Texto e ilustración: es.wikihow.com

Buenas Prácticas Mundo Mejor

Comenta