Candinga y revoltijo politiquero

24 enero, 2017 | 1:36 PM | Imprimir

Candinga: enredo, lío; guiso típico hondureño de vísceras troceadas. Revoltijo: conjunto desordenado; de tripas de res. Politiquero: embaucador, farsante. Somos “hondureñitos”, no crecimos ni maduramos y por atavismos embrutecedores hacemos de la política, que es cosa seria, un embrollo sin ideales, propuestas ni soluciones. Razón inequívoca de nuestro atraso sociocultural, productivo y competitivo. Sin progreso.

Como la politiquería es parte inseparable de nuestra idiosincrasia, ignorancia e incivilidad cerril, vi lo poco que pasaron por televisión de la asamblea del partido Libre. Muy buena cantidad de asistentes espontáneos y arreados exprofeso, lo que demuestra la capacidad económica de sus patrocinadores. Donde se llora está el muerto. El espectáculo fue colorido y bien gritado por la masa. Amasada. Xiomara Castro, con retoques rejuvenecedores, repitió su trillado libreto señalando a JOH como ignorante, incapaz, corrupto e impopular ­casi nada­ y asegura estar preparada para gobernar y cambiar el desastre actual. No olvidemos su gestión.

“Tiene sueldo para que no digan que roba”, dijo su esposo, cuyo gobierno fue desastroso por su incapacidad y vulgarización inocultables institucionalizando como nunca antes la corrupción que evidenció a muchos que hoy están prófugos o con juicios sin sentencia. Como no respetamos la ley y la justicia se acomoda, Zelaya, respaldado por Lobo, otro corrupto confeso, recibió ilegal impunidad que lo tiene aspirando a lo que ya resolló. La señora, con todo respeto, no tiene preparación ni capacidad y si aprendió del consorte es mejor que solo ella lo soporte. Honduras no merece más incapaces.

Nasralla el narcisista dijo “soy totalmente opuesto a Libre, es lo peor que le puede pasar a Honduras, soy honesto, nunca me uniré a esos corruptos”, e hizo su destape brincando, gritando, ofendiendo como acostumbra y abrazando a los corruptos que acusa. Deshonesta revolcada. Estuvo enloquecido. “Las hormonas las revuelve cualquiera, las neuronas, no”. Saltimbanqui sin agudeza con los corruptos a quienes sirve. Así será el porrazo. Guillermo Valle, ayer inteligente, demostró su otro yo de parlante conveniente. Deslució leyendo su apunte. Es una lástima que lastima.

El Pinu en guinda tiene su utilero. Otros discursantes fueron intrascendentes por su limitada sesera. En concurso. “Mel” ensombrerado para recalentar “ideotas” tuvo su palenque, echó los gallos y se divirtió sublimándose con el griterío y los improperios, tiene el sartén en sus manos porque necesita esa revoltura para su merienda política y entre más enredos haga logrará confundir en mucho, con sus fines sin principios. Las opiniones sobre ese amasijo politiquero de corruptos conocidos con los que están a un empujoncito de serlo, no se dejaron esperar. Los liberales que siguen añorando con el traidor se quedaron con ganas de vitorearlo. Sin dignidad. Otros resentidos esperan que vuelva y ayude al partido a ser lo que fue. Y no será más.

Los nacionalistas aseguran que ese barullo no funcionará. Funcione o no, empezamos el año que JOH soñó de bendiciones, con confrontaciones propias de un pueblo confundido y sin futuro que en lugar de una justa proselitista con propuestas serias y viables, es arrastrado por corruptos e incapaces a la candinga y el revoltijo politiquero.

drgvallecillo@yahoo.com

Gaspar Vallecillo Molina Opinión

Comenta